Cargando ...
Lo sentimos, se produjo un error mientras cargabas el contenido.

SALMO 7

Expandir mensajes
  • JorgeS
    128 Salmos 7 *Sigaión de David, que elevó al Señor acerca de Cus el benjaminita. 1 ¡Sálvame, Señor mi Dios, porque en ti busco refugio! ¡Líbrame de
    Mensaje 1 de 1 , 26 abr 14:00
    Ver código fuente
    • 0 archivo adjunto
      128
       

      Salmos 7

      *Sigaión de David, que elevó al Señor acerca de Cus el benjaminita.
       1 ¡Sálvame, Señor mi Dios, porque en ti busco refugio!
            ¡Líbrame de todos mis perseguidores!
      2 De lo contrario, me devorarán como leones; 
            me despedazarán, y no habrá quien me libre.
         3 Señor mi Dios, ¿qué es lo que he hecho?
            ¿qué mal he cometido?
      4 Si le he hecho daño a mi amigo, 
            si he despojado sin razón al que me oprime,
      5 entonces que mi enemigo me persiga y me alcance;
            que me haga morder el polvo
            y arrastre mi honra por los suelos. *Selah
         6 ¡Levántate, Señor, en tu ira;
            enfréntate al furor de mis enemigos!
         ¡Despierta, oh Dios, e imparte *justicia!
      7 Que en torno tuyo se reúnan los pueblos;
            reina[a] sobre ellos desde lo alto.
      8 ¡El Señor juzgará a los pueblos!
            Júzgame, Señor, conforme a mi justicia;
            págame conforme a mi inocencia.
      9 Dios justo, que examinas mente y corazón,
            acaba con la maldad de los malvados
            y mantén firme al que es justo.
         10 Mi escudo está en Dios,
            que salva a los de *corazón recto.
      11 Dios es un juez justo,
            un Dios que en todo tiempo manifiesta su enojo.
      12 Si el malvado no se arrepiente,
            Dios afilará la espada y tensará el arco;
      13 ya ha preparado sus mortíferas armas;
            ya tiene listas sus llameantes saetas.
         14 Miren al preñado de maldad:
            Concibió iniquidad y parirá mentira.
      15 Cavó una fosa y la ahondó,
            y en esa misma fosa caerá.
      16 Su iniquidad se volverá contra él;
            su violencia recaerá sobre su cabeza.
         17 ¡Alabaré al Señor por su justicia!
            ¡Al *nombre del Señor altísimo cantaré salmos!
       
      ES una apelación ante el tribunal de justicia del Señor, al ser atacado por los enemigos. Es posible asociar el salmo, con los obstinados intentos de Saúl por quitarle la vida a David.
      7:2 En los salmos se comparan los ataques de los enemigos  con los de animales feroces, en especial los de leones.
      7:3-5 David aboga por su propia inocencia; él no les ha dado a sus enemigos motivos para que lo ataquen.
      7:6-9 Una apelación al Juez  de toda la tierra  para que ejecute su juicio sobre todos los pueblos, y en particular para que juzgue la causa de David.
      7:6 El Señor no duerme, mientras los impíos  triunfan y los oprimidos claman a Él en vano. Sin embargo, el lenguaje de oración apremiante  que usa el salmista, expresa intensamente su angustiada impaciencia por la inacción de Dios frente a su gran necesidad.
      7:9 Examinar "mente y corazón" era una expresión convencional para referirse al análisis que hace Dios del carácter y las motivaciones más escondidas del hombre.
      7:11 Los juicios de Dios no están reservados para algún día futuro.
      7:14-16 David se consuela con la sabiduría común de que bajo el dominio de Dios," el crimen nunca paga". Además, describe en forma gráfica, como si se tratara de un embarazo, el proceso de gestación y alumbramiento de la maldad.
      La paz.
      Jorge.
       















    Tu mensaje se envió con éxito y se entregará al destinatario en breve.